Fernando Álvarez de Toledo y Pimentel, conocido como el Gran duque de Alba (Piedrahíta, 29 de octubre de 1507 – Lisboa, 11 de diciembre de 1582), fue noble, militar, diplomatico y III Duque de Alba.

Muy joven quedó huerfano de padre y su abuelo se encargó de su educación militar. El emperador Carlos V, que solo le llevaba siete años de edad, se dio cuenta muy pronto de las excelentes cualidades de aquel muchacho serio y sereno, que había demostrado su valor y destreza durante el sitio de Fuenterrabía frente a las fuerzas francesas. Por eso se lo llevó a Alemania a combatir a los protestantes. Nombrado general en jefe de los ejércitos imperiales, él planteó la batalla de Mühlberg, que terminó con victoria española.

El duque de Alba representado en una de las ilustraciones del libro “El asedio de Haarlem” de Héctor J. Castro.

Felipe II le tuvo gran admiración y lo envió a Flandes (1567 – 1573) sustituyendo a Margarita de Austria. Instituyó el llamado Tribunal de los Tumultos, encargado de juzgar y condenar a los rebeldes y confiscar sus bienes. Venció el 1568 a Luis de Nassau en la Batalla de Jemmingen y también en ese año a Guillermo de Orange en la Batalla de Jodoigne. La política del duque de Alba fue severa y dura; tuvo que luchar contra enemigos como Guillermo de Orange y otros, que ponían en contra de Felipe II a los habitantes de los territorios de Flandes. Allí el duque de Alba era visto como un tirano por sus decisiones y por no respetar las libertades tradicionales flamencas —era llamado “El duque de hierro”—, aunque él lo que hacía era defender los derechos de la corona española ante la revuelta y los intereses de la religión católica en esos territorios.

A su regreso a España, ayudó con sus buenos consejos al rey Felipe II, poniéndose al frente de las tropas que entraron en Lisboa. Falleció en esta ciudad en 1582.

Guillermo de Orange, por Adriaen Thomasz Key (1580).

Durante su vida ostentó los siguientes Títulos y Cargos: III Duque de Alba de Tormes (1531 – 1582), Gobernador del Milanesado (1555 – 1556), Virrey de Nápoles (1556  – 1558), Gobernador de los Países Bajos (1567 – 1573), Condestable de Portugal y Virrey de Portugal (1580 – 1582). Recibió el Toisón de oro.

Fuentes:

  • Sampedro Escolar, José Luis (2007). La Casa de Alba.
  • Maltby, William S. (2007). El gran duque de Alba.
  • Fernández Álvarez, Manuel (2007). El duque de hierro: Fernando Álvarez de Toledo, III de Alba.